Saltar al contenido
El Rincón de Netflix

Love, Death & Robots. Mejores Series Futurísticas Netflix

Love, Death & Robots. Mejores Series Futurísticas Netflix

La serie de moda de Netflix ha tenido un éxito apabullante. Los dieciocho cortos que conforman esta antología no han dejado a nadie indiferente. Ya sea por la potencia de sus animaciones, por sus absurdas narrativas o por su violento estilo, Love, Death & Robots tiene todo nuestro respeto.

Como en todo, siempre hay errores y aciertos. Episodios que nos sorprenden desde el principio y otros que aportan más bien poco. Desde el Rincón de Netflix os ofrecemos este top de los peores a los mejores capítulos de esta nueva apuesta de la plataforma de streaming. Recordad que esto es solo una opinión.

Afortunados 13

En un futuro lejano, Estados Unidos libra batallas en planetas desconocidos contra enemigos aún más desconocidos. Afortunados 13 cuenta la historia de una piloto y su nave. La historia en si recurre a la clásica estructura narrativa del viaje del héroe. No hay nada nuevo en las escenas que no hayamos visto una y otra vez en el cine bélico de Hollywood. La animación fotorrealista no es de lo mejor que se ha visto y muchas veces genera efectos extraños en los personajes.

Devorador de almas

Un corto con una animación muy Cartoon Network. No hay nada de malo en eso. Es en el guión donde más «falla». No comete errores, pero basa su discurso en cosas muy trilladas. La típica historia de aventuras al estilo Indiana Jones, donde los mercenarios son más mercenarios que nunca y donde lo más interesante son los gatos.

La Edad de hielo

Este corto ya lo vimos en un capítulo de Los Simpson cuando Lisa creo una civilización en miniatura en el moho. La animación tan realista y basada en la captura de movimientos juega sucio, puesto que apenas parece un producto animado. Es divertido ver a la civilización entre el hielo y la actitud de los personajes es del todo apreciable. No obstante, es algo que ya hemos visto.

Punto ciego

Un western futurista donde se cuenta un asalto al conocido tres (en este caso un camión). Los personajes ni van ni viene y más está estereotipado. Repite un concepto de otro corto, pero en esta ocasión no está tan bien desarrollado como en el otro. Es acción pura, por tanto es disfrutable. Sin más.

Metamorfosis

El corto con más patriotismo de toda la serie. Una oda a Estados Unidos y su guerra alrededor del mundo. De nuevo aparece Afganistan y de nuevo aparecen los marines. La animación a veces resulta un poco forzada y nos recuerda a una cinematica de Call of Duty. No obstante, lo de que haya hombres lobo en medio si que le da un toque mucho más apetecible. El final puede que lance una crítica velada al nacionalismo imperante dentro del corto. Es solo una teoría.

Trajes

Partiendo de la base de que no sorprende excesivamente, Trajes cuenta con potencial. No presenta la típica situación inicial en el conflicto, sino que mete al espectador en mitad de una guerra que parece llevarse librando mucho tiempo. Los personajes son carismáticos aunque ya vistos. En cuanto a la animación, Trajes presenta un estilo amable y colorido que no rompe con su narrativa. ¡Que vivan los mechas!

Mano amiga

Podríamos decir que es Gravity 2, pero tal vez sería pasarse de listo. Es una historia que se le parece mucho a la película de Alfonso Cuarón. Sin embargo, el punto gore consigue diferenciar (un poco) a esta historia. Lo que es capaz de hacer el ser humano por sobrevivir.

Noche de criaturas marinas

Si hay que galardonar a uno de los cortos por la belleza de su animación, sin duda este podría llevarse el premio. Noche de criaturas marinas es bonito, curioso y triste. No obstante, le falta algo, una chispa que le eleve y remate su constante buen hacer. Tal vez sea por eso por lo que se queda en la mitad de la tabla.

El vertedero

Imaginad la película de Up de Pixar, pero todo cutre y mal. Eso es el vertedero; una historia «similar» a la emotiva película de animación, pero con un toque macarra, violento y absurdo. Una genial reconversión de algo tan icónico como UP.

Yogurt al poder

Solo por la idea ya merece una posición alta en la lista. Un yogurt que domine a la humanidad de forma benévola no es algo que se vea todos los días. Además, el final del corto lanza un inquietante y filosófico mensaje sobre el destino de los seres humanos.

La testigo

Un estilo fresco y muy artístico dota a La Testigo de una gran personalidad. Una mezcla entre anime y cómic generan una estética diferente a lo visto anteriormente. Además, se le añade una historia tensa y frenética con un giro paradójico al final. Pese a que puede resultar un tanto previsible, La Testigo consigue ser un corto muy solvente.

Buena caza

Este corto cuenta una historia de venganza aderezada con un toque cyberpunk rodeado de autómatas. Un futuro distópico basado en una siguiente y avanzada revolución industrial. El tono adulto contrasta con una animación que nos recuerda a las clásicas películas de Disney. La China futurista jamás había sido tan mágica e industrial al mismo tiempo.

La ventana de Sonnie

Un corto del que los creadores de Blade Runner estarían orgullosos. La definición de cyberpunk encaja perfectamente con este corto. Con una animación colorista y muy bien depurada, La ventaja de Sonnie muestra una Londres avanzada. No obstante, no se centra en enseñar los avances y las ventajas del futuro, sino las entrañas podridas de la ciudad; combates clandestinos de bestias unidad mentalmente a sus dueños. Todo esto queda potenciado por una muestra de la puntera tecnología y con un personaje carismático con el cual el espectador puede empatizar.

Tres robots

Posiblemente la historia más defendada de todas. En mitad de una ciudad devastada tres robots hacen turismo como si de algo completamente normal se tratara. El trio forma unos diálogos verdaderamente interesantes y cuenta con situaciones bastante surrealistas. Un final tan rematadamente absurdo como perfecto pone la guinda a un exquisito pastel.

Historias alternativas

¿Quién no ha soñado con ver a Hitler morir de mil y un maneras diferentes? Pues bien, este corto cuenta seis de esas maneras, todas partiendo de un mismo supuesto. Con el paso del tiempo, Historias alternativas deriva en ideas cada vez más y más absurdas. El resultado es una historia increíblemente divertida que te hará soltar varias carcajadas.

La guerra secreta

El cambio de temática es brutal. Un supuesto radicalmente opuesto a la historia verdadera. En plena Segunda Guerra Mundial, varios pelotones del ejercito Rojo cumplen una extraña misión secreta; eliminar a unas misteriosas criaturas infernales en los bosques de Siberia. A nivel técnico, La guerra secreta es el mejor corto. No lanza ningún mensaje complejo, sino que disfruta contando la épica historia de unos soldados que lo dieron todo por frenar a esos monstruos. Un manejo de los ritmos y la cámara brillantes introducen al espectador dentro del conflicto y le hacen formar parte del pelotón soviético.

Zima Blue

Un corto que no parece destacar en mucho, pero que guarda una poderosa reflexión sobre la motivación , el arte y el sentido de la vida. Simplemente hay que verlo y descubrir su potencial oculto.

Más allá de Aquila

Puede que recuerda a más de una película espacial, pero esta historia resulta tan inquietante como entretenida. Los peligros del espacio se desentrañan de una manera que nunca habíamos visto. La sensación de que algo va mal está presente a lo largo de todo el metraje. Una combinación entre Alien e Inception podría ser este corto. Con una solvente animación que nos recuerda a las mejores cinemáticas de un videojuego, Mas allá de Aquila tiene verdadera calidad. Con un final perturbador deja abierto a interpretación el destino de los personajes. 

¿Te ha gustado?